"Cada hoja es todas las hojas del innumerable Arbol de los Relatos"

Wednesday, April 23, 2008

¿Podría Saramago vivir sin escribir?

Ante la pregunta, el hombre contesta: “Todo el mundo puede vivir sin escribir. Esa idea de si no escribo muero, eso no es así.”
Claro, se explica esta postura, si uno piensa en que “Cerca de él, como a un costado (si no está, solo es cuestión de esperar unos segundos), seguro está Pilar.”

José Saramago, el ganador del Nobel de Literatura 1998, alcanzó notoriedad aún mayor que la de Liliana Bodoc (en lo que se refiere a la edad y a la dimensión de su obra). Lo de él es aún más interesante. Una periodista española, le fue a agradecer que su libro le cambiara la vida… cambiando de esta manera la de él. En una nota de la Revista “Viva” de Clarín, detallan este primer encuentro digno de Hollywood, que: “quedó pintado en “La balsa de piedra”, la más bella metáfora que pudo dibujar Saramago para describir la movida de piso que la señora le produjo. En la novela, Pilar aparece como Joana Carda, “Doña ojos no se bien qué”, que es la responsable de hacer una grieta que va a extenderse a todo lo largo de los Pirineos, hasta separar del continente europeo toda la península Ibérica, convertida así en una enorme isla flotante. Y todo porque a la mujer se le ocurrió trazar, así como al pasar, una raya en el suelo con un palito de negrillo. (…)”
Pilar cuenta que no sabía como seguiría su vida al terminar de leer “El año de la muerte de Ricardo Reis”
“Demoré mucho para terminarlo porque ¿Qué iba a hacer el resto de mi vida? (…) Yo supe que algo iba a pasar, pero sin ninguna ansiedad, sin nada. Simplemente cuando llegó llegó”,
admite como si fuera o más normal del mundo.
“Donde estaba José, Joana estaba, aunque ninguno de ellos sepa decir por ahora por qué y para qué, o sabiéndolo ya, no se atrevería".

No comments:

Blog Archive

About Me

My photo
“María Elsa Rodríguez nació en San Miguel (Buenos Aires, Argentina). Supo que lo suyo no eran las obtusas matemáticas, y que los sueños la movilizaban más que la realidad. Estudió Cinematografía, Fotografía, Biología Marina y Bibliotecología. Formó parte del elenco de: “Gris de Ausencia”, de Roberto Cossa y “Tartufo”. En un momento sospechó que la película más genial y el mejor libro ya existían, por ello, decidió respetuosamente seguir escribiendo en secreto... hasta que: “Mirna, un domingo en camiseta” se estrenó en teatro, para su sorpresa, y envió unos cuentos a una editorial...”